LA ACADEMIA NORTEAMERICANA DE LA LENGUA ESPAÑOLA CLARIFICA SU POSICIÓN ANTE LOS ESTADOUNIDISMOS EN EL DICCIONARIO DE LA REAL ACADEMIA (DRAE)

Publicado: 9/2012

PARA DIFUSIÓN INMEDIATA

CONTACTO: 
Frank Gómez, press@anle.us, 917.593.8764

Nueva York, NY, 25 de septiembre de 2012 - 
Frente a las inexactitudes publicadas en torno a la inclusión en el Diccionario de la Real Academia Española (DRAE) de ciertos términos del español estadounidense, la Academia Norteamericana de la Lengua Española (ANLE) celebró la semana pasada una rueda de prensa para aclarar sus posiciones al respecto.

En la rueda de prensa, miembros de la ANLE explicaron que el DRAE incluye ahora ciertos términos del español de los Estados Unidos, o "estadounidismos", del mismo modo que incluye términos característicos del español de otros países, o "americanismos". También admite la palabra "espánglish" como equivalente de "Spanglish". En su momento, la ANLE respondió a numerosas solicitudes de entrevistas, pero algunas de las noticias publicadas distorsionaron su perspectiva, al punto de declarar en una de estas que había "cabildeado" a la Real Academia para que aceptara al "espánglish" como idioma de los Estados Unidos.

María Cornelio, colaboradora de la ANLE y Coordinadora de los Estudios de Traducción e Interpretación de Hunter College, pronunció las palabras de bienvenida. El panel de la ANLE en la rueda de prensa estuvo integrado por: Gerardo Piña-Rosales, director; Leticia Molinero, académica de número de la ANLE y presidenta de la Comisión para el estudio de la norma del español de los Estados Unidos; Laura Godfrey, miembro correspondiente de la ANLE y gerente de GobiernoUSA.gov, el portal del gobierno federal que publica información y servicios en español; Frank Gómez, correspondiente de la ANLE, actuó de moderador.

"El objeto de esta rueda de prensa es aclarar la distinción entre estadounidismo y espánglish" dijo Piña-Rosales. "La mayoría de los periodistas tanto nacionales como extranjeros tienden a reducir el español de los Estados Unidos al espánglish”.

Piña-Rosales leyó la siguiente transcripción de National Public Radio:

"The future of the Spanish language is not in Spain, it's not in Mexico, it's not in any Latin American country, it's in the United States," says Gerardo Piña-Rosales, the director of the North American Academy of the Spanish Language, which has been lobbying the Spanish Academy to recognize Spanglish.”

"Decir que la ANLE 'has been lobbying the Royal Spanish Academy to recognize Spanglish' es un gran error, dado que parecería que nuestra Academia considera el espánglish como nueva lengua. Esto es muy diferente de presentar la palabra 'espánglish' para su inclusión en el DRAE".

Neologismos y traducción

Molinero explicó que en todos los países hispanohablantes se encuentran modalidades del español que reflejan la idiosincrasia nacional. Como ejemplos del español de los Estados Unidos citó términos como "aplicar" en el sentido de "solicitar", "departamento" en lugar de "secretaría" o "ministerio", y muchos otros. El espánglish, por otra parte, simplemente no es español.

"Vivimos en contacto con el inglés, y eso afecta nuestra forma de hablar y escribir", dijo la académica. "Cuando los hispanohablantes llegan a este país, no solo tienen que aprender inglés sino también las modalidades del español que se vienen usando desde hace décadas en los Estados Unidos". Citó ejemplos como "copago" como traducción de "co-payment", y "trillón" y "billón", dado que sus equivalentes en español general, en que el inglés "trillion" se traduce como "billón", darían lugar a confusión en este país. "La traducción del inglés al español es pautadora de la forma en que se desarrolla el español aquí", afirmó, "y debemos tratar de establecer las normas nacionales, que probablemente tengan eco también en otros países".

El gobierno federal

Laura Godfrey, gerente de GobiernoUSA.gov, describió la necesidad del Gobierno de encontrar una plataforma lingüística uniforme. GobiernoUSA.gov, explicó, forma parte de un programa federal que procura 1) facilitar a las personas que tienen limitaciones de comprensión en inglés el acceso a la información y los servicios gubernamentales, tales como solicitar beneficios, encontrar información sobre la salud, y rellenar los formularios del Gobierno; y 2) mejorar y normativizar el uso del español en las comunicaciones del Gobierno federal.

Godfrey y Molinero observaron que tradicionalmente la traducción de los nombres de las agencias y servicios gubernamentales ha reflejado las diversas preferencias de los traductores. Citaron el ejemplo de la Food and Drug Administration (FDA) que algunos han traducido como "Administración de Drogas y Alimentos". En Latinoamérica, explicó Godfrey, “'drogas' no tiene la connotación de medicamentos, y además el orden de las palabras en esa traducción está invertido”. Por lo tanto, tanto GobiernoUSA.gov como ANLE recomiendan usar "Administración de Alimentos y Medicamentos".

Luego de realizar estas aclaraciones, los representantes de la ANLE entablaron un animado coloquio con los medios de comunicación y representantes de organizaciones comunitarias.

Otras informaciones sobre la ANLE y su posición respecto de la inclusión de "estadounidismos" en el DRAE se encuentran en www.ANLE.us.
 


La ANLE, una de las 22 academias de la lengua española en tres continentes, es una corporación sin fines de lucro, fundada en 1973, cuya misión es fomentar el uso correcto de la lengua española en los Estados Unidos. Es reconocida oficialmente por GSA como máxima autoridad en materia de idioma español en este país.